El Ayuntamiento de Buñol modifica sus Tributos Municipales con descuentos en el Impuesto de circulación para los vehículos eléctricos

Usted está aquí

Además también aprobó la modificación de la Tasa del servicio del agua, adaptándola a la instalación progresiva de contadores de agua.

Área: 
Hacienda y Contratación

El Pleno de Ayuntamiento de Buñol aprobó ayer, con las abstenciones del Partido Popular, los tributos municipales. Previamente había sido aprobado por el Consejo Económico y Social del Consistorio buñolense, así como por la Comisión Informativa de Hacienda. Estos tributos destacan por el descuento del 75% en el impuesto de circulación de los vehículos eléctricos o híbridos, y por la modificación de la ordenanza sobre la tasa de prestación del servicio de suministro del agua potable, en la que se regula la introducción progresiva de contadores de agua, comenzando por en las viviendas con piscina y/o jardín, bares, pubs, discotecas, hostales, hoteles y supermercados, para controlar el consumo y mermar el mal uso del agua.

Juncal Carrascosa, Concejal de Hacienda en el Ayuntamiento de Buñol, ha explicado que estas modificaciones de tasas e impuestos no suponen una medida recaudatoria en ningún caso, sino la apuesta política de concienciación medioambiental de los usos de energías alternativas y del control sobre el bien escaso del agua: “La tasa de bonificación de hasta el 75% en el impuesto de vehículos eléctricos e híbridos pretende concienciar a la población de que los recursos son limitados, y por ello los que decidan comprarse un vehículo de estas características serán premiados por este Ayuntamiento. Del mismo modo el control del consumo del agua es imprescindible medioambientalmente hablando, pues se trata de un bien escaso que hay que administrar con conscientemente”.

Actualmente, según la edil de Hacienda al introducir la lectura de contadores en las viviendas con piscina y/o jardín puede suponer un ahorro para estos usuarios, “que actualmente están pagando una diferencia importante con respecto al resto de viviendas, cuando una vivienda normal paga 52,54 €, una con piscina paga 309,04 €”,

El gobierno Municipal pretende poner gradualmente en marcha todos los contadores de agua en todas las viviendas en el plazo más breve posible, aunque se es consciente que hay dificultades técnicas. Será una medida que se aplicará gradualmente en los próximos años, “después de que ya se está cobrando la tasa por consumo a través de contador a los grandes consumidores de agua que son las empresas, esta segunda aplicación se hará a bares, discotecas, hostales/hoteles, supermercados y viviendas unifamiliares con jardín, con o sin piscina, que serían el circulo siguiente de, potencialmente, mayores consumidores”.

Esta iniciativa, surgida desde el Gobierno de Buñol, busca mejorar nuestro entorno, concienciar a los ciudadanos de que los recursos son limitados y que es cosa de todos proteger planeta. “Con estas pequeñas modificaciones buscamos poner nuestro granito de arena a la sostenibilidad con cambios de hábito y comportamientos cívicos que mejorarán nuestro entorno”, ha asegurado la edil de Hacienda buñolense.

Por unanimidad de todos los grupos políticos, económicos y sociales presentes en el consejo sectorial, celebrado el pasado 4 de octubre, se aprobaron estas medidas, junto a la modificación de la tasa de la Tomatina, aunque está no se realizará en este pleno. Para la Tomatina se propone una subida de 2€, pasando de 10 a 12€ para todos los que compren su entrada. La Concejalía de Hacienda se comprometió a elevarla a Pleno en cuanto se disponga del Informe Técnico correspondiente.